“Yo creo que la sencillez es el triunfo de mi éxito”

EN CORTO:

“Siento miedo cuando digo que ya no tengo miedo”           

“El miedo bonito es importante tenerlo y sentirlo porque te hace mejorar, respetar las cosas y valorarlas todavía un poco más”

“… el flamenco es la manera cercana de mostrar tus canciones”

ENTREVISTA ANTOÑITO MOLINA

El cantante Antoñito Molina (Antonio Caballero Molina, Rota, Cádiz, 1988) debería convertirse en el embajador de la nueva y necesaria España post-pandemia, porque no he conocido a una persona más positiva, más alegre, y con más ganas de comerse el mundo que él.

Le comparto esta reflexión y empieza a reírse, de hecho, no para de hacerlo durante toda la entrevista mientras desgrana sus sueños, su amor por la vida y por su tierra, Cádiz, mientras lo va aderezando con cientos de ‘gracias’ cada vez que esta periodista le dice que en su Spotify se alternan sus canciones con mantras de yoga.

Después de éxitos como‘Yo soy “pa” ti’, o ‘Ya no me muero por nadie’ el gaditano sigue sacándole al amor sus múltiples variantes y nos presenta ahora su nuevo single ‘Y te voy a querer’. Una oda al amor a lo sencillo, a las ganas de vivir, de ser feliz, y al deseo de apostar por esos sueños que, ¿por qué no? se pueden hacer realidad.

Con su característica melodía carnavalera, y arreglos musicales más flamencos Antoñito Molina está llamado a ser un éxito. Además, se lo merece. Porque miren, en estos tiempos de incertidumbre para la gente joven, de zozobra para los mayores, de esfuerzo para los que ni una cosa ni otra…, escuchar a Antoñito Molina se convierte en un revulsivo, en un ‘chute’ de positividad, felicidad y energía. Falta nos hace. Por muchos años Molina, y que la vida siempre te de la razón en ese empeño que tienes, y te has marcado, de seguir apostando por ella. Pasen y lean.

‘Y te voy a querer’ otra canción dedicada al amor. ¿Es el sentimiento que mueve el mundo de Antoñito Molina?

Bueno, el amor es el sentimiento que mueve el de Antoñito Molina y de la gente que antepone el corazón y la verdad a los intereses que no son para toda la vida. Yo gracias al amor voy enamorado de la familia, de la música, por tener ilusión de cumplir los sueños, y estoy encantado y enamorado de todo lo que me rodea.

“Derrocha amor y positivismo, y con el mensaje principal de que todos los sueños pueden llegar a lograrse”; ¿se cumplieron los suyos?

Se cumplieron mis sueños y se siguen cumpliendo porque mi sueño es poder compartir mi música, poder hacer canciones. Cuando era niño jamás pensé que eso podría llegar así, que mis sueños se cumplieran, ¡y lo siguen haciendo día a día!, porque siguen siendo el mismo: el no perder la ilusión, no perder las ganas y seguir, poquito a poco, disfrutando de mi trabajo que en verdad no es mi trabajo, sino mi vida. Yo vivo en busca de una nueva canción y un nuevo sueño; y la a ilusión es la que mueve todo esto.

Habla, en este nuevo single, de ‘no tener miedo’, ¿Cuántas veces lo ha sentido?

He sentido muchas veces el miedo, lo sigo sintiendo. Siento miedo cuando digo que ya no tengo miedo. Pero es verdad que, al cantarlo, decirlo, gritarlo, me ayuda ante situaciones que son complicadas, cuando me pongo nervioso ante momentos que siento inseguridad, me digo: pues no tengo miedo, puedo hacerlo. Eso me ayuda, pero es cierto que el miedo forma parte de mi vida porque es una pequeña línea que pisas, un pequeño paso adelante o atrás. Al final yo no sé si es miedo, quizás se llame respeto o incertidumbre, pero ese miedo es bonito. El miedo bonito es importante tenerlo y sentirlo porque te hace mejorar, respetar las cosas y valorarlas todavía un poco más.

¿Qué pesa más en sus canciones?, ¿el ritmo del carnaval, o el compás del flamenco?

Yo creo que el ritmo del carnaval está en mi melodía, en mi forma de cantar, en mi métrica; y el compás del flamenco está en la producción musical y en los arreglos que acompañan a mis canciones, porque me gusta mucho una guitarra, un cajón, las palmas…, el flamenco es la manera cercana de mostrar tus canciones. Cuando haces una canción y lo acompañas de todo eso, es como si se la cantaras a alguien en la esquina o en el sofá de tu casa, en un cumpleaños, en una Nochebuena…, me gusta que el punto flamenco me acompañe en los arreglos musicales sin olvidar por supuesto el carnaval que es mi manera de hablar, mi deje a la hora de cantar la melodía. Todo eso, lógicamente, se nota.

Su éxito, ¿es el triunfo de la sencillez?

Yo creo que la sencillez es el triunfo de mi éxito. Soy feliz estando cerca de la gente que quiero, estoy enamorado de aquello de que ‘menos es más’, porque creo que, con menos cosas, las cosas que se dicen llegan más, con más verdad. Siempre intento poner las cosas fáciles porque son las cosas que van directamente al corazón. Siempre he pensado que la verdad tiene un camino y yo lleno mis canciones de verdad.

¿Qué tiene Cádiz con la música que todo lo que toca lo convierte en oro?

Cádiz convierte en oro los corazones, las canciones y todo. Yo creo que es el clima, el tiempo, la playa, el mar, es la forma de vivir. Allí un niño se cría y su sueño más que jugar al fútbol es tocar una guitarra, estar en una chirigota y al final, son energías que están por esas calles que se respiran y están dentro de ti. Por ejemplo, mis referentes son cantautores, compositores como El Barrio, Manuel Carrasco o Vanessa Martín. En línea con lo que he vivido…

¿Qué espera del próximo año?

Espero vivir, tener salud, seguir con las mismas ganas y seguir formando parte de este mundo que es muy bonito pero que a veces es un desastre.

Una curiosidad: cuando pasen los años, ¿seguirá siendo Antoñito?

Si, si por supuesto. Así me conocen desde niño y así seguiré, incluso ahora que ya tengo mis entradas, y unas pocas de canas.

Facebook
Twitter
LinkedIn
M. Isabel Rodríguez Palop

M. Isabel Rodríguez Palop

Una apasionada del Flamenco.

Relacionados

Post's relacionados

“Yo aún no he despegado”

EN CORTO: “Lo más meteórico ha sido dar este paso como guitarrista en solitario porque soy una persona muy tímida y vergonzosa” “La preparación tiene

“El flamenco me cura y me salva”

EN CORTO: “Siempre digo que el escenario es un gran chivato de lo que es realmente nuestra personalidad” “En Extremadura hay un “metal” identitario y